Ángel Méndez: Testimonio de un periodista en medio del conflicto en Michoacán

Escrito por Balbina Flores
Jueves 15 de Agosto de 2013 18:50

Ángel Elías Méndez Morales, director del periódico local Entérese y colaborador de varios medios en la región de la costa, rememora: eran las 7:30 de la mañana, cuando llegué al retén que se localiza en la entrada del poblado de Aquila, ubicado en la costa michoacana, donde horas antes mil 500 elementos del Ejército Mexicano y fuerzas de seguridad habían realizado un operativo en el que detuvieron a 45 personas presuntamente integrantes de las grupos de autodefensa.
Por la madrugada me informaron que había un operativo en la comunidad de Aquila por eso me trasladé temprano para allá. Llegué al retén militar instalado en la entrada del pueblo y me identifiqué como periodista, -No quiero estar entre los balazos-, les dije a los militares – quiero pasar al pueblo cuando esté más seguro-.
Cerca de las 9:00 horas, el ejército me dio acceso y uno de ellos dijo, “ya limpiamos el pueblo, la gente ya puede regresar”, refiriéndose a las 100 familias que días antes salieron a refugiarse a Tecomán, Colima, municipio que se localiza a unos 45 kilómetros de Aquila, y uno de los más grandes en Michoacán, con 170 kilómetros de Costa y alrededor de 50 mil habitantes, en su mayoría indígenas Nahuas. Se encuentra rodeado por los municipios de Coahuayana, Coalcomán, Lázaro Cárdenas, entre otros.
Desde el mes de junio ese municipio, al igual que Coalcomán y Tepalcatepec, enfrentan una fuerte presencia de fuerzas federales e integrantes de las llamadas autodefensas, grupos civiles armados que según su versión, surgen para contrarrestar al crimen organizado en la región.
Eran aproximadamente las 9:15 horas, cuando entré al pueblo de Aquila, después de cruzar el reten militar. Llegué y comencé a platicar con la gente sobre lo que había ocurrido durante la madrugada, cuando el ejército entró a detener a miembros de las autodefensas. Una señora mencionó que habían colocado a un militar en cada una de las entradas de las viviendas para que nadie saliera y que entraron por la fuerza a detenerlos… En eso estábamos cuando vimos que por una de las calles avanzaba un grupo de mujeres provistas con piedras y palos.
En ese momento se acercó un amigo y me dijo ¡vámonos de aquí! Logré esquivar unas de las piedras pero comenzaron a apedrear la camioneta. Alcancé a subirme y de forma atropellada arrancarla y así fue como salimos de allí.
Llegamos a la salida del poblado, y vimos que detrás de nosotros iba una camioneta con gente, una de las cuales, era parte de los vehículos que las autodefensas le quitaron a los policías, nos dio temor, logramos medio estacionarla, porque vimos como en ese momento nos cerraban el paso con un tráiler para que no pudiéramos salir.
Mi amigo dijo, bajémonos y dejándolo todo corrimos escondiéndonos entre la maleza, comenzamos a subir el cerro, mientras escuchábamos como nos iban buscando y alcanzábamos a escuchar que decían las autodefensas, donde los vean tírenles. “Mi camioneta quedó abandonada con mi equipo de trabajo consistente en; tres cámaras de video, una BlackBerry, dos grabadoras digitales y una computadora Laptop.
Con dificultad, empezamos a caminar entre el lodo fangoso porque una noche antes había caído un fuerte aguacero, hasta que llegamos a la parte alta del cerro desde donde se ve todo el pueblo. Desde allí pudimos ver lo que pasaba, escuchar los disparos y seguir lo ocurrido en la plaza.
Fue entonces que nos percatamos que había una persona lesionada porque llegó una ambulancia a recoger a alguien, regresó hasta donde estaba el tráiler, bajaron a una persona en camilla y luego regresó con la camilla vacía pero nunca salió del lugar.
Desde arriba del cerro, vimos como el pueblo se fue quedando solo, vacío, mientras la gente me reportaba para decirme a quienes habían detenido y todo lo que estaba pasando con la detención de personas, en su mayoría jóvenes, 12 de ellos comuneros de la zona y otros habitantes del pueblo.
Cerca de la una de la tarde y a petición de Reporteros sin Fronteras, la Fiscalía Especial de Delitos cometidos contra la Libertad de Expresión, estableció contacto con nosotros desde la ciudad de México para pedirnos que diéramos nuestra ubicación. Minutos después establecieron contacto con mandos del Ejército y de la Secretaria de Gobierno del Estado de Michoacán, todos nos decían que iban por nosotros pero nunca llegaron.
Como a las 12:40, logramos establecer contacto con las zonas navales de Colima y Michoacán, la 43 Zona Militar de Apatinzgán, la 21 de Morelia, respectivamente; la Policía Federal y las Policías Ministeriales de Colima y Michoacán, para que nos ayudaran a salir de allí, nos llamaron varios veces de la Secretaria de Gobierno del estatal, y nos decían “aguanten ya van por ustedes”. Vimos como tres helicópteros del Ejército sobrevolaban el cerro, uno de ellos logró vernos pero no bajaron por nosotros.
Cerca de las 18 horas, empezamos a preocuparnos porque en un rato más caería la noche y no queríamos permanecer allí. Entonces logré establecer contacto con el presidente municipal de Aquila, quien mandó a dos elementos de la policía municipal a sacarnos por caminos alternos. Nos llevaron a la placita hasta donde estaba el Procurador interino de Michoacán y varios mandos militares. Nos dieron de comer porque no habíamos probado alimento durante todo el día y salimos del lugar pasando las nueve de la noche.
La representante de la Secretaria de Gobierno del Estado, Soledad Reyes, se comunicó conmigo y le pedí que me ayudaran a sacar mi camioneta Nissan, color azul, y que a decir de los pobladores se encontraba frente a la Comandancia Municipal, según me informaron. Dijo que si me ayudarían pero que por indicaciones del encargado del despacho del Procurador, Marco Vinicio Aguilera, tenía que ir a levantar una denuncia.
Después de estos hechos, el periodista Ángel Méndez, afirma: “después de lo que pasó ayer, me he puesto a reflexionar y pienso que debo cuidar de mi y de mi familia. Por ello se decidió a sacar a su familia del lugar por unos días, porque no sé si algunos de los que resultaron agraviados con la detención de sus familiares, intente hacer algo contra mi familia, porque ya no buscan quién la debe sino quién la paga”.
Para mí, dice el periodista, no hay aquí garantías, pero tampoco las hay para nadie, la gente no tiene garantías para regresar o permanecer en sus casas como pregona el gobierno. Hasta la mañana de este jueves, la comunicación en la región seguía si recuperar su normalidad, sin transporte hacia los municipios de Apatzingán y Coalcomán.
El pasado mes de junio, el periodista Ángel Méndez, ya había informado a Reporteros sin Fronteras la situación delicada que se vivía en Aquila, y el hostigamiento del que era objeto, un lugar donde asegura todos lo conocen como periodista. El 25 de junio publiqué una nota sobre el cateo que realizó la Policía Federal en el poblado del Saucito en Coahuayana. Ahí entraron sin orden de cateo, con violencia, derribando el portón de una casa con uno de los vehículos, diciendo que habían recibido una denuncia de que había armas en el lugar.
Después de ello, la Policía Federal comenzó a hostigarme, “porque había denunciado eso”, pero también el grupo de autodefensas de Aquila empezó una campaña en mi contra. Por este motivo es que el periodista concluye “nosotros estamos para dar información sobre lo que nos dicen ambas partes, pero eso no debe ponernos en peligro”.

Última actualización el Viernes 16 de Agosto de 2013 17:48

Copyright © 2013 Revista Zócalo. Todos los derechos reservados.
Joomla! es software libre publicado bajo la licencia GNU/GPL.

Revista Zócalo

15 de agosto de 2013

http://www.revistazocalo.com.mx/index.php?option=com_content&view=article&id=3963

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s