Defensa de Patishtán no se cierra al indulto

Fernando Camacho Servín

Periódico La Jornada
Jueves 3 de octubre de 2013, p. 20

Aunque el indulto presidencial no es una vía con la que los familiares y compañeros del profesor Alberto Patishtán estén de acuerdo, por considerar que éste no es culpable de ningún delito, dicho recurso sería bienvenido de todas formas para alcanzar su liberación, afirmó el hijo del activista tzotzil, Héctor Patishtán.

La ayuda de cualquier persona, sea diputado o de la sociedad civil, siempre será bien recibida. Si esto puede liberar a mi papá o a otras personas que tanto necesitan la justicia, bienvenido sea, indicó el joven en referencia a la propuesta de un grupo de senadores de diversos partidos para modificar el Código Penal a fin de que el Presidente de la República pueda indultar a personas que no hayan tenido acceso a una defensa legal adecuada.

Tras subrayar que el indulto no es la forma que nosotros quisiéramos para obtener la libertad del profesor –condenado a 60 años de cárcel por su supuesta participación en el asesinato de siete policías–, Héctor Patishtán aseveró que en caso de que este recurso también falle, pueden explorarse otras herramientas, como llevar el caso ante la justicia interamericana.

El posible indulto, enfatizó, sería cuestión de los diputados y senadores. Si ellos tienen la voluntad política, si quieren hacer aunque sea un poquito de justicia, no va a llevarles mucho tiempo, pero si se ponen sus moños, pueden tardar hasta años, por lo que los familiares y amigos del indígena ya preparan nuevas acciones para exigir su liberación, entre ellas una peregrinación a la Basílica de Guadalupe, sin fecha definida por el momento.

En entrevistas por separado, Rogelio Rueda y Neftalí Granados, integrantes del Comité por la Liberación de Alberto Patishtán, coincidieron en que si la posibilidad del indulto falla, otras vías para la excarcelación del profesor tzotzil son la declaración de una amnistía o exigir que siga su proceso en libertad por motivos humanitarios, tomando en cuenta su frágil estado de salud por el resurgimiento de un tumor –aparentemente benigno– en el cerebro.

El Estado tiene la responsabilidad de liberar al profesor, pues se equivocó al encerrarlo, aun con fallas al debido proceso. El punto fundamental es que Patishtán es inocente, pero también podemos demandar que enfrente su proceso en libertad. Es lo humanamente justo, enfatizó Rueda.

Por su parte, Neftalí Granados saludó el hecho de que haya nuevas posibilidades legales de obtener la libertad del docente, y no sólo la opción de acudir ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, que puede llevarse muchos años.

La ley de amnistía para que las autoridades se desistan de los cargos contra Patishtán ya tiene un antecedente: hace tres semanas la Cámara de Diputados lanzó un punto de acuerdo sobre las faltas al debido proceso en este caso. Nadie va a ponerse de rodillas, porque él es inocente, pero sigue abierta la posibilidad del indulto, manifestó.

La Jornada

3 de octubre de 2013

http://www.jornada.unam.mx/2013/10/03/politica/020n2pol

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s