El único delito de Patishtán, denunciar las grandes injusticias: profesor chiapaneco

Organizó a la comunidad de El Bosque para exigir el esclarecimiento de asesinatos, recuerdan
Emir Olivares Alonso

Periódico La Jornada
Lunes 28 de octubre de 2013, p. 17
El único delito por el que Alberto Patishtán Gómez está preso y fue sentenciado a 60 años de prisión es el activismo que realizó ante las injusticias suscitadas contra una parte de los habitantes del municipio El Bosque, Chiapas, aseveró el profesor de esa comunidad, Martín Ramírez López.

Durante el acto político y cultural Educar para ser libres, organizado por la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) en apoyo a Patishtán –que se realizó anoche en el plantón que el magisterio disidente mantiene en el monumento a la Revolución–, Ramírez López indicó que el caso del maestro tzotzil preso desde hace 13 años por un delito que no cometió debe seguirse difundiendo para que crezca la presión por su libertad.

Recordó que Patishtán Gómez era una de las personas más preocupadas por la situación de inequidad que había en su municipio. Él denunció grandes injusticias en El Bosque, organizó a la comunidad para llamar a las autoridades estatales y municipales a esclarecer la muerte de algunos pobladores e incluso se arriesgó a pedir la destitución del entonces presidente municipal (en el año 2000), Manuel Gómez.

Ramírez López planteó que las actividades de Patishtán fueron precisamente las que lo convirtieron en un hombre incómodo para las autoridades, por lo que se aprovechó que hubo una emboscada contra varios policías, donde fallecieron siete, para acusar al educador indígena. Contrario a lo que el municipio pensó, el pueblo se organizó para demandar la libertad del maestro y realizaron un plantón permanente en las oficinas del ayuntamiento, fue entonces cuando el gobierno estatal, a cargo entonces de Roberto Albores Guillén, se comprometió a hacer justicia, lo que nunca ocurrió.

El profesor consideró que las modificaciones al Código Penal Federal realizadas la semana pasada por el Senado para que el Congreso pueda solicitar el indulto en casos de injusticia como el de Patishtán, y que fueron turnadas a la Cámara de Diputados, son una opción para su libertad.

Sin embargo, hemos perdido la confianza en las autoridades. Además, no estamos de acuerdo con el indulto porque el compañero Patishtán no es culpable y no tiene por qué ser perdonado. Al contrario, quien tiene que pedirle perdón es la contraparte: el presidente municipal, el juez que lo sentenció, el Ministerio Público que fabricó las pruebas y todos los involucrados desde todos los niveles de gobierno.

Por su parte, Héctor Patishtán, hijo del profesor tzotzil, refirió que aún no se puede hablar de la libertad de su padre, pues si bien lo aprobado en el Senado es una posibilidad, esas modificaciones tienen que ser ratificadas en la otra cámara. Mi padre cree que es una vía, pero hay que estudiarla a fondo y en caso de que nos convenga, transitarla.

La Jornada

28 de octubre de 2013

http://www.jornada.unam.mx/2013/10/28/index.php?section=politica&article=017n1pol

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s